Luis Ouvrard

$350 / 25x20 / 108p / cartulina 350gr / ilustración 170gr
ISBN: 978-987-1912-51-3Arte
Prensa
Luis A. Ouvrard es sin duda uno de los grandes maestros de la pintura rosarina del siglo XX. Hijo de inmigrantes del Périgord, antigua provincia del sudoeste de Francia, nació en Rosario en 1899. La familia vivió durante años en una casa ubicada en Urquiza casi esquina Mitre, en lo que entonces se conocía como el barrio de los teatros. Estudió dibujo algunos meses con el academicista Fernando Gaspary y dos años en el Ateneo Popular de Rosario, una institución gratuita que funcionaba en los altos del Mercado Central, donde se relacionó con otros jóvenes artistas. Muy joven comenzó a trabajar como ayudante en el taller de la santería de Germano Parpagnoli y al poco tiempo instaló, con su hermano Camilo, un taller de escultura y restauración de piezas religiosas en la casa familiar. En el año 1918 fue admitido en el VIII Salón Nacional de Bellas Artes de Buenos Aires, donde expuso un retrato al óleo junto a obras de Fernando Fader y Cesáreo Bernaldo de Quirós, que ya eran artistas reconocidos. A partir de entonces y hasta mediados de la década de 1950 Ouvrard participó tanto de los salones locales como nacionales. En 1925 fue becado por el Jockey Club de Rosario para realizar junto a Antonio Berni un viaje de formación por Europa, pero debido a razones económicas y familiares no pudo hacerlo. Integró el grupo Nexus junto a Alfredo Guido, Manuel Musto, Lucio Fontana, Antonio Berni y Augusto Schiavoni. En 1928 se casó con Esther Vidal y al año siguiente nació Luis David, su único hijo. Disuelto Nexus, en 1936 conformó el grupo de Los 9 con Demetrio Antoniadis, José Beltramino, Eugenio Fornells, Nicolás Melfi, Manuel Musto, Félix Pascual, Pablo Pierre y Augusto Schiavoni. En 1941 participó de la fundación de la Escuela Provincial de Artes Plásticas, en la que se desempeñó como profesor de la cátedra de Color. Con Anselmo Piccoli, Leónidas Gambartes, Juan Grela, Julio Vanzo y los hermanos Guillermo y Godofredo Paino integró en 1942 la Agrupación de Plásticos Independientes. El crítico José León Pagano le dedicó un apartado en su Historia del arte argentino de 1944: “Ouvrard puede y debe ser clasificado entre los intimistas. Lo es, inclusive cuando menos lo parece, cuando sitúa un modelo femenino au plein air, o cuando lo coloca en pose y lo inmoviliza en esa misma postura. Posee un oficio seguro y una visión plástica personal. Es el suyo un intimismo muy delicado y suave”. A mediados de la década de 1940, sin dejar de lado los retratos, figuras y naturalezas muertas al óleo, Ouvrard comenzó a explorar en el dibujo una síntesis para la representación pictórica. A partir de su jubilación como profesor en 1955 pudo trabajar más tiempo en la pintura y se produjo un giro en su obra: naturalezas muertas, floreros y perfiles se sobreimprimen a los paisajes de la pampa con hacienda, alambrado y horizonte. En octubre de 1969, a los 70 años de edad, realizó su primera muestra individual en Galería Renom. A partir de esa fecha y hasta su muerte expuso casi todos los años en muestras individuales y colectivas en galerías de Rosario, Santa Fe, Córdoba y Buenos Aires. Luis Ouvrard falleció en Rosario el 28 de abril de 1988, a la edad de 88 años.    
Luis A. Ouvrard es sin duda uno de los grandes maestros de la pintura rosarina del siglo XX. Hijo de inmigrantes del Périgord, antigua provincia del sudoeste de Francia, nació en Rosario en 1899. La familia vivió durante años en una casa ubicada en Urquiza casi esquina Mitre, en lo que entonces se conocía como el barrio de los teatros. Estudió dibujo algunos meses con el academicista Fernando Gaspary y dos años en el Ateneo Popular de Rosario, una institución gratuita que funcionaba en los altos del Mercado Central, donde se relacionó con otros jóvenes artistas. Muy joven comenzó a trabajar como ayudante en el taller de la santería de Germano Parpagnoli y al poco tiempo instaló, con su hermano Camilo, un taller de escultura y restauración de piezas religiosas en la casa familiar. En el año 1918 fue admitido en el VIII Salón Nacional de Bellas Artes de Buenos Aires, donde expuso un retrato al óleo junto a obras de Fernando Fader y Cesáreo Bernaldo de Quirós, que ya eran artistas reconocidos. A partir de entonces y hasta mediados de la década de 1950 Ouvrard participó tanto de los salones locales como nacionales. En 1925 fue becado por el Jockey Club de Rosario para realizar junto a Antonio Berni un viaje de formación por Europa, pero debido a razones económicas y familiares no pudo hacerlo. Integró el grupo Nexus junto a Alfredo Guido, Manuel Musto, Lucio Fontana, Antonio Berni y Augusto Schiavoni. En 1928 se casó con Esther Vidal y al año siguiente nació Luis David, su único hijo. Disuelto Nexus, en 1936 conformó el grupo de Los 9 con Demetrio Antoniadis, José Beltramino, Eugenio Fornells, Nicolás Melfi, Manuel Musto, Félix Pascual, Pablo Pierre y Augusto Schiavoni. En 1941 participó de la fundación de la Escuela Provincial de Artes Plásticas, en la que se desempeñó como profesor de la cátedra de Color. Con Anselmo Piccoli, Leónidas Gambartes, Juan Grela, Julio Vanzo y los hermanos Guillermo y Godofredo Paino integró en 1942 la Agrupación de Plásticos Independientes. El crítico José León Pagano le dedicó un apartado en su Historia del arte argentino de 1944: “Ouvrard puede y debe ser clasificado entre los intimistas. Lo es, inclusive cuando menos lo parece, cuando sitúa un modelo femenino au plein air, o cuando lo coloca en pose y lo inmoviliza en esa misma postura. Posee un oficio seguro y una visión plástica personal. Es el suyo un intimismo muy delicado y suave”. A mediados de la década de 1940, sin dejar de lado los retratos, figuras y naturalezas muertas al óleo, Ouvrard comenzó a explorar en el dibujo una síntesis para la representación pictórica. A partir de su jubilación como profesor en 1955 pudo trabajar más tiempo en la pintura y se produjo un giro en su obra: naturalezas muertas, floreros y perfiles se sobreimprimen a los paisajes de la pampa con hacienda, alambrado y horizonte. En octubre de 1969, a los 70 años de edad, realizó su primera muestra individual en Galería Renom. A partir de esa fecha y hasta su muerte expuso casi todos los años en muestras individuales y colectivas en galerías de Rosario, Santa Fe, Córdoba y Buenos Aires. Luis Ouvrard falleció en Rosario el 28 de abril de 1988, a la edad de 88 años.     Prensa

$350 / 25x20 / 108p / cartulina 350gr / ilustración 170gr
ISBN: 978-987-1912-51-3Arte